TRISTEZA DEL PRESIDENTE DE LA FILIAL DE RIVER
26/11/2018
03:28 PM

Después de la agresión al micro que trasladaba a los jugadores de Boca Juniors hasta el estadio de River Plate, y la posterior suspensión de la vuelta de la final de la Copa Libertadores, CVN habló con el presidente de la filial del club millonario en Bragado, Sebastián Livano, quien se mostró triste por la situación y dio detalles de cómo vivió la jornada.

Catalogado como “un finde para el olvido”, para Livano fue un día que lo dejó con mucha tristeza, a pesar de tener muchas expectativas. Según narró el dirigente, viajó al estadio desde Bragado temprano para evitar inconvenientes, pero aún así vivió empujones y no negó que la policía tirase gas pimienta por el fervor de los hinchas.

El y su grupo ingresaron y salieron del “monumental” sin ningún problema, lo malo sucedió una vez dentro cuando se empezó a postergar el partido. “Eran las 19:30hs. y ya se sabía que no se jugaba”, comentó, a lo que agregó: “me quedé escuchando la radio en mi auto que estaba en una cochera, se decía que se jugaba sin público o en otro estadio. Teníamos unos amigos cerca de la cancha y nos quedamos ahí, sino teníamos que volver”, comentó.

En la misma línea, expresó: “nosotros que siempre compramos nuestras entradas y pagamos los viajes nos duele, vamos a la cancha con mucha ilusión dejando de lado a nuestras familias y otras cosas”.

Asimismo, Livano aclaró la situación que se vivió el fin de semana pasado en la filial, sobre la que explicó que se trató de dos personas que intentaron ingresar alcoholizadas al local pero a las cuales no se les permitió el acceso. Luego de esto, los individuos habrían vuelto a la sede con un palo, por lo que fueron detenidos por un policía que custodiaba la zona. 

MIRÁ EL VIDEO DE CVN:


BRAGADOTV.COM.AR

Todos los derechos reservados.

diseño y desarrollo