DIO NEGATIVO EL HISOPADO DEL DIPUTADO PABLO TORELLO

La detección de un caso positivo de Coronavirus (COVID-19) en un diputado nacional de La Rioja, Julio Sahad (Juntos por el Cambio), ha motivado que todos los legisladores que concurrieron a la sesión del jueves pasado debieran realizarse preventivamente un hisopado con el propósito de verificar su estado de salud. Entre ellos se encuentra el obriense Pablo Torello, cuyo resultado se conoció anoche: dio negativo.

En el marco de dicho asunto, ayer por la mañana (cuando aún se aguardaba el resultado) fue entrevistado por el periodista Diego San Román. Habló de ese y varios temas de interés nacional, motivo por el que resulta interesante prestar atención a sus palabras.

Torello dijo que “fue una sorpresa porque él va y viene a La Rioja” e “inclusive había hecho cuarentena”. Se había mostrado confiado en que su hisopado daría negativo y contestó a las críticas que recibió por viajar a la Capital Federal: sostuvo que sólo ocurrió tres veces y que todas estuvieron vinculadas a su labor como diputado. “Me la he pasado en el campo prácticamente todo el tiempo”, remarcó.

Según el legislador, el Congreso Nacional tiene que seguir funcionando: “el poder legislativo, como poder el Estado, tiene que trabajar”, manifestó. Opinó queno puede ser la única respuesta el aislamiento”, por lo que consideró positivo hacer sesiones presenciales “tomando todos los recaudos”. 

El obriense habló de la necesidad de flexibilizar la cuarentena, sobre todo en lugares como Bragado donde el riesgo de contagio es mucho más chico que en las grandes urbes. El riesgo de la pandemia económica también es muy grave”, arremetió.

Consultado sobre caso Vicentin, lo consideró “un disparate” del Gobierno, y agregó: “le hicimos una denuncia por abuso de autoridad. Indicó que “es una empresa que está en convocatoria, no está en quiebra”.

Por último, se refirió a las denuncias por escuchas ilegales que pesan sobre la gestión de Mauricio Macri. Explicó que “los supuestos espías los puso Parrilli” y que tales acciones eran propias del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, no de el de ellos. “Nosotros no somos lo mismo”, sostuvo, e indicó: ellos son corruptos”.

Entradas relacionadas

error: Este contenido está protegido!!