Alumnos de la Escuela Industrial ganaron un concurso internacional de robótica y programación

Una vez más, los alumnos de la Escuela de Educación Técnica de Bragado participaron de un importante concurso internacional de robótica y programación y obtuvieron excelentes resultados.

En el caso de la robótica, los jóvenes Lautaro Córdoba, Cristian Acosta y Agustín Cesanelli diseñaron dos equipos con diversos sensores, bajo la tutela de Pablo Márquez, encargo de abordar las temáticas de máquinas eléctricas y automatismo en la institución.

Fue una competencia virtual, se hacía por Meet, todos los competidores tenían que estar conectados al mismo tiempo y se hacía circular a los robots por turnos. Había dos rondas y los dos mejores tiempos llegaban a la final que era pantalla dividida, donde los dos robots tenían que competir al mismo tiempo”, explicó Márquez.

De la competencia participaron alrededor de 20 países y la misma se dividió en dos categorías: 2 sensores y más de 2 sensores. Con respecto a la primer categoría, Márquez contó que “tenían que seguir una pista con muchas curvas cerradas, era de maniobrabilidad, ahí es donde la mayoría de los robots fallaron y se despistaban y no podían seguir la pista”. En ese caso, los alumnos se clasificaron en primer lugar.

En la categoría de más de dos sensores, los estudiantes optaron por colocar 4 para hacer más liviano al robot ya que se trataba de un recorrido rápido en donde contaba más la velocidad, y en ese caso, los bragadenses se posicionaron en tercer lugar.

Fueron muchos días de probar el robot, de cambiar los valores, sensores, el diámetro de las ruedas, nos dimos cuenta que con diferentes diámetros podían girar mejor y demás”, comentó Córdoba, en tanto Acosta dio detalles acerca del desafío de programar el robot para que fuese preciso.

A su vez, otro grupo de estudiantes participó en la segunda ronda de competencia de programación de robot virtuales, certamen en el que participaron alrededor de 33 equipos conformados por alumnos mayores de 13 años y de distintos países.

Los jóvenes Marcos Abentín, Ciro Carrizo y Geremías Noir trabajaron bajo la tutela de Juliana Carrano, encargada de los talleres de programación, y quienes lograron posicionarse en el tercer puesto.

Había muchas cosas nuevas que no eran tan complicadas pero eran algo complejos y si no te acordás una línea podría perjudicarte”, explicó Abentín, en tanto Carrizo agregaba que “los de otros países venían más preparados para mejorar los errores que cometieron en la primera edición, pero la pasamos bien, eso fue lo importante.

Entradas relacionadas