ANTE LA PANDEMIA, EL MUNICIPIO SOLICITA EVITAR LAS SALIDAS PARA FESTEJAR HALLOWEEN

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Frente a la costumbre que se ha instalado en nuestra ciudad de celebrar Halloween cada 31 de octubre, la Municipalidad de Bragado difundió distintos mensajes donde solicita evitar la costumbre de recorrer las calles pidiendo golosinas. Lo justificó en las restricciones que rigen por la pandemia de Coronavirus y asignó un rol fundamental a los padres en velar para que así sea.

Estamos atravesando una pandemia de COVID-19 y no es para nada recomendable ni saludable la costumbre de ir a comercios a solicitar golosinas”, indicó ayer el director General de Comunicación, Prensa y Vinculación Comunitaria, Marcelo Schachner. Además, agregó: “sabemos que entre los comerciantes ya hay preocupación por esta situación y nos han pedido recordar que existen protocolos de ingreso y normas de salubridad que se deben cumplir”.

Tal mensaje fue reforzado luego por un flayer difundido desde el Municipio donde remarca que “en el día de Halloween, en pandemia de COVID-19, también debemos respetar los protocolos y las normas de salud para no contagiarnos. Extrememos los cuidados”.

En esa línea, Schachner indicó: “hacemos un llamado a los padres solicitando explicar a los niños, una vez más, la situación actual y los peligros que conlleva el contacto descuidado con otras personas”. En cuanto al flayer, dice: “los adultos hoy tenemos una cuota extra de responsabilidad en el cuidado de los niños y niñas”.

¿Qué se celebra en Halloween?

Halloween es la versión moderna de Samhain, la fiesta con la que los celtas despedían al verano y la temporada de cosechas. También marcaba el comienzo de un año nuevo en su cultura, que iniciaba en la estación más oscura del año.

En los países hispanohablantes es llamada la «Noche de Brujas» y tiene una larga historia.Con la conquista de los territorios celtas por parte de los romanos, muchas de sus antiguas creencias fueron demonizadas,algunas de sus festividades fueron apropiadas y resignificadas por el cristianismo.

Según la creencia celta, las almas de sus difuntos volvían al mundo de los vivos el 31 de octubre, por lo cual se disfrazaban buscando pasar desapercibidos. Tal costumbre es replicada en el presente, aunque generalmente con fines recreativos.

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Entradas relacionadas