Disputaban un partido en Arenales y un nene terminó herido: un jugador fue imputado

En medio de un partido por la semifinal de la Liga Deportiva de General Arenales, un nene de 10 años terminó herido en su ojo y fue derivado a la Guardia de la Pequeña Familia de Junín. Recibió un golpe con una botella de agua congelada y uno de los jugadores fue imputado.

Sucedió en la cancha de Arenales Fútbol Club, cuando jugaba contra Club Social Ascensión. El incidente tuvo lugar casi al final del encuentro, incluso con la madre del menor presente.

Frente a medios de dicha localidad, el comisario Gerardo Imhof informó que la denunciante aseguró tener testigos del hecho, por lo que se abrió una causa de lesiones y se avanza en la investigación. Dijo: “el niño habría visto quién arrojó el elemento y hay un jugador del Club Social de Ascensión imputado”.

Entradas relacionadas