EN LÍNEA CON LA UCR, LA COALICIÓN CÍVICA OPINÓ QUE SALVADOR ALONSO “DEBE DEJAR SU CARGO”

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

No cesa la polémica por Salvador Alonso. La vacuna Sputnik V que se aplicó en la Escuela 7 sigue sumando críticas en el ámbito político. Ahora quien se pronunció es la Coalición Cívica ARI mediante un comunicado en el que expresó su “repudio y rechazo frente al uso discrecional de la vacuna contra el COVID 19”, e incluso opinó que “debe dejar su cargo”, tal como exigió la Unión Cívica Radical.

Según el partido que preside Carla Bruno, Alonso se colocó la vacuna “desde su lugar de privilegioya que es director de PAMI y miembro de La Cámpora. Aseguró que incumplió la Ley Ética en el Ejercicio de la Función Pública tras el “uso de sus influencias políticas”, por lo que sentenció: “debe dejar su cargo”.

Recordó la escases de vacunas que hay en el país y consideró que “la única prioridad debe dársela a mayores, médicos y enfermeras”.

El comunicado se contrapone al apoyo a Salvador Alonso que dio el Partido Comunista al opinar que hizo “muy bien” en vacunarse para no generar un contagio en los adultos mayores que concurren a PAMI. Sin embargo, va en sintonía con el pedido de renuncia que hizo la Unión Cívica Radical y el rechazo que expresaron el PRO y el Secretario General de ATE.

EL COMUNICADO COMPLETO

Desde la Coalición Cívica ARI queremos expresar repudio y rechazo frente al uso discrecional de la vacuna contra el COVID 19, y en especial al uso realizado por el señor Salvador Alonso, director del PAMI de Bragado y miembro de La Cámpora, quien desde su lugar de privilegio optó por aplicarse la vacuna, a pesar de tener 27 años de edad.

Como titular de dicho organismo sabe del padecimiento y las necesidades de los mayores, y la escasez de la vacuna para combatir la pandemia; también conoce que muchas personas siquiera llegaron a poder despedirse de sus seres queridos.

Ley de Ética en el Ejercicio de la Función Pública, en su artículo 2 dispone que se debe “Velar en todos sus actos por los intereses del Estado, orientados a la satisfacción del bienestar general, privilegiando de esa manera el interés público sobre el particular; Abstenerse de usar las instalaciones y servicios del Estado para su beneficio particular o para el de sus familiares”
Repudiamos cualquier uso de sus influencias políticas para hacerse de una dosis de vacuna que no le corresponde debe dejar su cargo.

Todos los ciudadanos de bragado tenemos el mismo derecho, y nadie tiene privilegio sobre el otro; somos todos iguales frente a la ley y la única prioridad debe dársela a mayores, médicos y enfermeros.

CARLA BRUNO
Pdte. CCARI Bragado

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Entradas relacionadas