LAS HERMANAS SALÚM RECLAMARON JUSTICIA POR SU CASO Y POR OTRAS VÍCTIMAS DE ABUSO

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Tal como estaba previsto, esta tarde se realizó en Bragado una marcha en reclamo de justicia por las víctimas de abuso sexual. Estuvo encabezada por las hermanas Agustina y Belén Salúm, quienes exigen que su atacante no pueda gozar del beneficio de prisión domiciliaria. También estuvo presente la madre de menores que sufrieron aberraciones similares.

El reclamo tuvo la modalidad de una marcha pacífica. El punto de concentración fue el centro de la plaza Eva Perón a las 19:30hs, mientras que aproximadamente 20 minutos después iniciaron la movilización hacia el Palacio Municipal sobre uno de los carriles de la calle Pellegrini.

Las hermanas exhibieron una gran pancarta explicitando el nombre y la foto del hombre denunciado y también la frase “los violadores deben estar en la cárcel. Justicia!”. Además, las acompañaron varias mujeres, algunas de las cuales exhibieron carteles con mensajes en el mismo tenor: “mirar para otro lado es ser cómplices”, “nos tocan a una, nos tocan a todas!” y “la Justicia libra de muerte”.

Agustina aclaró que la decisión de elegir al Municipio como punto de cierre de la marcha se debió a que es un lugar icónico para Bragado, no porque pretendan impregnarle un sentido político-partidario a la movilización. Allí emitió un breve discurso donde agradeció el apoyo recibido y recordó los motivos de su reclamo particular: “esta persona fue detenida en su momento, estuvo tres meses y su abogado pidió la domiciliaria, que se la concedieron”.

Agustina denunció que no se cumplieron los requisitos fundamentales para que él accediera al beneficio, ya que “no tenía que haber ningún menor ahí y hay una niña de 16 años conviviendo con este pedófilo”. Luego, agregó: “les pido que conserven la salud de esa niña, física y psicológica; esto es algo grave, gravísimo”.

Sobre el final, enfatizó en que “el origen de esta marcha es hacer un reclamo porque un violador, un pedófilo, está en su casa mientras nosotras damos la vuelta a la esquina para no cruzarnos; es algo ilógico, injusto”, remarcó.

Compartir en...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Entradas relacionadas